FELDENKRAIS, Moshe (1997) Autoconciencia por el Movimiento: Ejercicios fáciles para mejorar tu postura, visión, imaginación y desarrollo personal. Barcelona, Grafiques


Recibe en tu email nuestro mejor contenido, regístrate AQUÍ


Esta obra ofrece una serie de ejercicios prácticos, agrupados en doce lecciones, con los cuales se intenta la formación de mejores hábitos corporales, así como el establecimiento de nuevas dimensiones de la conciencia y la autoimagen. Por lo genera, y según explica el autor, las personas se preocupan únicamente por el objetivo que se debe alcanzar si prestar atención a la cantidad de esfuerzo desorganizado y difuso que ponen en juego. El remedio consiste en perfeccionar la sensibilidad y en tomar conciencia del movimiento, con lo que se logra la eliminación del esfuerzo superfluo, de todo canto se interfiere con el movimiento o se le opone.

<<A medida que cada uno trata de mejorar-dice el autor-, puede encontrar en sí mismo varias etapas del desarrollo. Y a media que progresa, los recursos necesarios para corregirse aún más se hacen cada vez más sutiles.>> en este sentido, los ejercicios que presenta Feldenkrais consisten en movimientos simples, fáciles y lentos, al alcance por lo tanto de personas de distintas edades, a quien les ofrecen la posibilidad de integrar su desarrollo físico y mental en una totalidad nueva y llena de vigor.

PRIMERA PARTE
Comprender al hacer

Prefacio
La autoimagen
Niveles de desarrollo 
Dónde empezar y cómo
Estructura y función
La dirección del progreso

SEGUNDA PARTE
Hacer para comprender: doce lecciones prácticas

Observaciones generales
Algunas sugerencias prácticas.
Lección 1. ¿Qué es una postura correcta?
Lección 2. ¿Qué acción es buena?
Lección 3. Algunas propiedades fundamentales del  movimiento
Lección 4. Diferenciación de las partes y las funciones en la respiración.
Lección 5. Coordinación de los músculos flexores y de los extensores.
Lección 6. Diferenciación de los movimientos pelvianos mediante un reloj imaginario
Lección 7. La postura de la cabeza influye sobre el estado de la musculatura.
Lección 8. Perfeccionamiento de la autoimagen.
Lección 9. Las relaciones espaciales como medio de coordinar la acción.
Lección 10. El movimiento de los ojos organiza el movimiento del cuerpo.
Lección 11. Cómo conocer las partes de las que no tenemos conciencia con ayuda de aquellas de las que tenemos conciencia.
Lección 12. Pensamiento y respiración.
Epílogo.











No hay comentarios:

Publicar un comentario